“Francia es panceta”

Una hermosa historia (que circula como real) para el día de los inocentes.

Cuando yo era joven mi padre me dijo:
“El conocimiento es poder, Francis Bacon”
Lo entendí como “El conocimiento es poder, Francia es panceta [France is bacon]”.

Durante más de una década me pregunté sobre el significado de la segunda parte de ese comentario y sobre cuál podría ser su vinculación (surrealista) con la primera. Cada vez que decía “El conocimiento es poder, Francia es panceta” la gente asentía. O si alguien comentaba: “El conocimiento es poder” y yo remataba “Francia es panceta”, nadie me miraba como si yo hubiera dicho algo extravagante sino que mostraban su completo acuerdo.

Francia es panceta

Francia es panceta

Le pedí a un profesor que me hablara sobre lo que “El conocimiento es poder, Francia es panceta” significaba y me dio una extensa explicación de diez minutos sobre por qué el conocimiento es poder, pero nada sobre “Francia es panceta”. Cuando le pedí más explicaciones diciendo “¿Pero Francia es panceta?”, respondió “por supuesto” y perdí la confianza para investigar más, lo acepté como algo que nunca podría entender.

No fue hasta que lo vi escrito, años más tarde, que caí en la cuenta de mi error.

Anuncios

Para qué sirve la poesía

Johari Osayi Idusuyi acompañó a su amigo Gabby Chávez a un mitin de Donald Trump que se iba a televisar.

“No estaba muy interesada en ir, pero mi amigo insistió. Pensamos que era una oportunidad para ver a un candidato presidencial y que trataríamos de mantener una postura imparcial. Quizá se hablara sobre algo importante.”

Antes de comenzar, un organizador del evento le preguntó si le gustaría sentarse detrás del candidato. Buscaban ofrecer una imagen de diversidad que apoyara -incongruentemente- el discurso del candidato, un discurso tan ofensivo para las minorías de los Estados Unidos que hasta las águilas llamadas Tío Sam se rebelan contra él.

El acto comenzó y todo fue como era de esperar: un despropósito de ideas reaccionarias.

Johari decidió entonces que emplearía mejor su tiempo dedicándolo a la poesía, así que sacó su libro y se puso a leer. No era una obra cualquiera, la lectura de Johari era Citizen, de Claudia Rankine, una colección de poemas sobre el racismo en América.

Algunos partidarios de Trump le conminaron a dejar la lectura pero ya se sabe que la poesía engancha por lo que se produjo este bonito instante que está dando la vuelta al mundo como vídeo viral.

Leed poesía antes del 20 de diciembre. Y seguid leyendo después.

Por la nacionalidad española para los niños de Chernobil

Una breve entrada para pediros que firméis y difundáis (difundir y animar a otros es esencial) esta campaña si estáis de acuerdo con ella.

.
Por mal que nos vaya creo que no debemos perder de vista que somos unos privilegiados como país y que debemos tender a que haya más personas con nuestras posibilidades. Gracias a los que nos apoyen.

Pincha aquí para acceder a la web de la campaña. Imagen: Ruinas del aeropuerto de Donetsk. Fuente: Wikimedia.

Pincha aquí para acceder a la web de la campaña. Imagen: Ruinas del aeropuerto de Donetsk. Fuente: Wikimedia.

Imaginando museos en Onda Regional

Dejo aquí los enlaces a dos programas que dedicamos en La radio del siglo de Onda Regional a imaginar museos. La idea era proponer algunos museos ligados al territorio que podrían existir y, quizá, resultar interesantes y sostenibles. No hubo ninguna voluntad de hacernos pasar por museólogos ni especialistas en ninguno de los temas, como es lógico, tan sólo de señalar la riqueza histórica y cultural que podría (que debería) rentabilizarse como recurso educativo, turístico e incluso comercial.

El tema dio para mucho ya que estaba previsto hacer un sólo programa pero se extendió la conversación, así que tuvimos que dedicarle dos.

En el primero se habló de dos posibles museos:

  • Museo del litoral en el monasterio San Ginés de la Jara.
  • Museo de la industria alimentaria en Molina o Espinardo. Historia pasada, presente y futura de la transformación agroalimentaria.

Podéis escucharlo aquí

Monasterio de San Ginés de la Jara

PINCHA EN LA IMAGEN PARA ESCUCHAR EL PROGRAMA Imagen: Monasterio de San Ginés de la Jara en ruinas, Cartagena (España). Wikimedia, Dominio público. Julio, 2009. Autor: Nanosanchez

Durante el segundo programa se habló de

  • Museo de Etnografía e Historia Regional. Un gran museo, tanto en volumen como en importancia. La Historia de Murcia (por comarcas y como región) combinada con la de España y el Mundo.
  • Museo de la ciencia y técnica murcianas. Un estudio llevado a cabo por Manuela Caballero y Pascual Santos, del Centro de Estudios Históricos Fray Pascual Salmerón de Cieza, recopila las patentes murcianas ¿Por qué no decir a nuestros ciudadanos que aquí se ha hecho ciencia y se ha producido tecnología a través de los ejemplos más destacados? Hay vida más allá del autogiro y el submarino Peral.
  • Museo de la huerta. Existe pero necesita una puesta al día.
  • Museo de la Frontera Nazarí. Pensando en el extraordinario espacio que ofrece el castillo de Caravaca. Nuestra Región (toda) ha sido frontera y ha quedado marcada por ello ¿no podríamos explicar a los ciudadanos qué significó y qué nos queda de toda aquella época?
  • Museo de la seda. ¿Cómo es posible que se haya desmantelado todo sin que este hito industrial (que pervive en la fabricación del hilo de sutura) tenga un espacio donde se explique su historia, su singularidad y su importancia?

Podéis escuchar el segundo programa aquí.

PINCHA EN LA IMAGEN PARA ESCUCHAR EL PROGRAMA Imagen: Castillo santuario de la Vera Cruz, Caravaca de la Cruz, Murcia (España). Wikimedia, Dominio público. Febrero, 2006. Autor: Lionni

PINCHA EN LA IMAGEN PARA ESCUCHAR EL PROGRAMA
Imagen: Castillo santuario de la Vera Cruz, Caravaca de la Cruz, Murcia (España). Wikimedia, Dominio público. Febrero, 2006. Autor: Lionni

Ollas gitanas y ROI de acción directa.

Hace unas semanas un amigo me invitó, con muchas reservas sobre mi aceptación puesto que me conoce bien, a participar en un evento. La cosa se llamaba “Olla gitana” y es un proyecto del que pueden encontrar información oficial aquí y una crítica con algunas imprecisiones aquí.

No soy muy amigo de las muy numerosas ventas de humo de colorines que prosperan por doquier, prefiero proyectos que dejen huella bien en el patrimonio (material o inmaterial), bien en el bagaje cultural de las personas por lo que, a bote pronto, eso de comer y tomar vino con el dinero de los ciudadanos para echar una charleta no me pareció muy bien. Sin embargo me apetecía mantener una conversación con el grupo de personas que se había reunido entre la que hay gente a la que quiero y admiro, la mayoría en núcleos del área cultural de esta tierra. Como el escollo era el gasto se nos ocurrió devolver parte de lo empleado en este proyecto a los murcianos y eso es lo que hemos hecho, unos guiados por un concepto riguroso del gasto público, otros por creer que era una buena oportunidad para aportar un pequeño grano de arena a nuestra cultura y todos por amor a la literatura y a la fantástica labor de los Clubes de lectura de nuestra Región: hemos adquirido 35 ejemplares de la obra Me acuerdo de Lorca… y los hemos donado al fondo de clubes de lectura de la biblioteca Regional de Murcia. El efecto, pues, ha sido doble ya que no sólo se incrementan los volúmenes a disposición de los lectores murcianos sino que hemos participado en una campaña de ayuda a los centros culturales lorquinos.

Nada más, os dejo aquí un enlace a lo que fue la tertulia por si a alguien le pica la curiosidad. Tengo que decir que, con mayor o menor acierto en las intervenciones (me refiero a las mías), la conversación fue reveladora para mí y muy fructífera; me alegro de haber participado en esto y estoy feliz de haberme reencontrado con amigos que hacía 10 años que no veía (a pesar de vivir en la misma ciudad), de haber tenido una oportunidad para seguir viendo a otros y de haber conocido a otros nuevos.